Cruz Roja Colombiana Continúa Proceso de Formación de Voluntarios en Taller TOT

Continúa Taller de Formador de Facilitadores que se realiza en la capital del Valle del Cauca, los voluntarios de la Cruz Roja Colombiana recibieron capacitación en la lección “Método, Modo y Técnica” por parte del orientador Juan Carlos Rocha, quien enseñó herramientas didácticas para utilizar en las capacitaciones que lleven a cabo los facilitadores en sus respectivas regiones.

Estas herramientas se enfocan en ayudas visuales para lograr que el conocimiento transmitido sea recibido adecuadamente por el receptor. La manera de organizar las fotografías, utilizar el material audiovisual y los gráficos en las diapositivas, fueron las sugerencias que se realizaron.

“Se ha demostrado que la manera de transmitir el conocimiento y las dinámicas que generen interacción con el público, influyen mucho en el proceso cognitivo de la persona, es por eso que el módulo es muy importante para que los próximos facilitadores tengan mejor acercamiento a la comunidad y menos resistencia al cambio de conducta que se origina a partir de las metodologías tratadas”, afirmó el orientador, explicando la importancia de la forma en que se debe desarrollar el aprendizaje.

HISTORIA DE VIDA DE UN VOLUNTARIO PARTICIPANTE DEL TALLER TOT

Como si se tratara de ser parte de un gran equipo de fútbol a nivel mundial, describe el voluntario Alberto Cuadro Álvarez, proveniente del departamento de la Guajira, el orgullo que siente de pertenecer a la Cruz Roja Colombiana y su gran labor humanitaria. “Para mí la Cruz Roja me hace sentir una persona importante, porque no cualquier está dispuesto a regalar su tiempo para servirle a la humanidad”, sostiene Álvarez, quien en compañía de otros 27 voluntarios participa desde el pasado domingo 23 de julio en el Taller de Formador de Facilitadores, TOT, en la ciudad de Cali.

El amor por la institución lo ha llevado a dejar de compartir días con su familia para cumplir sus tareas humanitarias con pasión, cualidad que lo hace sentir emociones y tristezas, cuando las cosas no salen como se quiere. “Tuve un caso muy impactante, cuando atendí por primera vez una emergencia, colapsó una estructura y se realizó la labor de rescate de dos personas, que cuando llegaron a la clínica fallecieron. Fue muy triste,   porque sentí que di todo de mi para salvarlos”, puntualizó el socorrista.

En los 7 años de pertenecer a la Cruz Roja Seccional Guajira, ha participado en múltiples proyectos como sector escolar y servicio social, proyectos locales sobre prevención de Zika y facilitador comunitario. Ahora, se encuentra realizando el taller de formación de facilitadores (TOT) en control de Epidemias con énfasis en Salud, Promoción de la Higiene y Apoyo Psicosocial, con la que espera ampliar sus conocimientos y replicarlos en su región.

Para Alberto es muy importante visitar la capital del Valle del Cauca, conocer su problemática con el tema del Zika, y con el taller actualizar la información sobre el control de epidemias, “con esta actividad trataremos de prevenir a la comunidad de mi departamento para que no se siga expandiendo esta enfermedad que ha dejado sin vida a varias personas, cuando vuelva a la Guajira, lo primero será formar voluntarios de la Seccional y realizar la difusión de lo aprendido en las comunidades con mayor probabilidad de contraer el virus”, señaló el voluntario. 

Visita del Gerente Operación Zika para el continente

Hoy, mientras los voluntarios realizaban sus respectivas actividades dentro del taller, recibieron la visita del Gerente Operación Zika para las Américas de la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, Sergio Ferrero, quien saludo a los participantes y resaltó la importancia de la formación en el control de las epidemias. “Este trabajo que llevan a cabo los voluntarios de las Seccionales de Colombia es muy significativo, porque a medida de que las comunidades tengan mejor salud, contribuyen a construir un país más inclusivo y a cerrar las brechas entre las comunidades más vulnerables”,  afirmó Ferrero.

Posteriormente, se trabajó el módulo denominado “Plan de Lección”, en el cual los voluntarios se instruyeron en la manera cómo preparar y presentar los nuevos conocimientos a las comunidades. Esta metodología contiene diferentes componentes como: Introducción, desarrollo, repaso y evaluación, que son las etapas a tratar en la preparación.

Finalizando la jornada, los asistentes se dividieron en grupos para realizar un foro y así evaluar herramientas del curso, unificar criterios, opiniones y realizar propuestas de mejora del contenido programático. 

Galería de imágenes: