¿Donar sangre engorda o adelgaza?

No existe evidencia científica que asocie la donación de sangre con la modificación del peso corporal a mediano o largo plazo. Inmediatamente después donar, puede existir una pequeña reducción del peso (+ 0.5 Kg) debida al volumen de sangre extraído. Este volumen, sin embargo, se recupera entre 2 y 3 días después de la donación, retornando el peso corporal a su estado previo.